¿EXISTE ALGUN TRATAMIENTO ALTERNATIVO PARA SUSTITUIR EL CARTILAGO?

 

Alimentación adecuada diariamente para una persona con desgaste de cartílagos

 

Desgaste del cartílago

 

HOLA MI NOMBRE ES TERESA TENGO 36 ANOS Y PRESENTO DESGASTE DE CARTILAGO EN EL L4 Y L5 DE MI COLUMNA TOMO GLUCOSOMINA (CONDRUM) 2 CAPSULAS AL DIA Y VOY PARA 3 MESE TOMANDOLA.

 

QUISIERA QUE ME RECOMENDARAN ALGUN ALIMENTO NATURAL QUE ME AYUDE A GENERAR EL CARTILAGO Y RECUPERARME POR COMPLETO.

 

ESTOY PREOCUPADA PUESTO QUE TENGO UN SOLO BEBE Y MI MEDICO ME DIJO QUE TENER OTRO BEBE SERIA PELIGROSO POR EL PESO Y QUISIERA QUE ME AYUDARAN POR FAVOR.


 

Estimada Teresa,

 

Deberíamos conocer la causa del desgaste del cartílago en este caso a nivel lumbar L-4 y L-5 de especial incidencia en dichas vertebras.
Puede ser causa de artrosis u osteoartritis que supone una mayor degeneración articular.
Esto provoca que al no regenerarse el cartílago desgastado, exista un mayor rozamiento y debilidad en esa zona afectada.

Entre las causas encontramos la obesidad y el sobrepeso que soportan corporalmente la personas que la tienen, por eso y si además fuese el caso de un embarazo, el riesgo por peso es mayor.

 

Es correcta la toma de sulfato de glucosamina que está realizando que contribuye a formar y regenerar el cartílago pero le aportamos información de la alimentación natural que necesita.

Las alternativas para mitigar o prevenir pasan por la hidroterapia, los masajes, acupresión, terapia física y la fitoterapia. Con todo ellos reducimos el dolor, la inflamación, aumentamos la movilidad y frenamos el desgaste del cartílago.

Una alimentación vegetal por excelencia, reducir peso, practicar ejercicio moderado sin impactos o botes corporales, relajarse y dormir bien son pautas a seguir para evitar la enfermedad o su avance.
Se recomienda a título preventivo y de mejora para los enfermos realizar ejercicio físico moderado y controlado.

Una correcta alimentación puede ser un gran aliado para regenerar el cartílago. La mejor forma es incrementar el consumo de Omega-3 , que es rico en ácido linóleico el cual posee propiedades antiinflamatorias .El consumo de pescado de aguas frías como el salmón, las sardinas , caballa y atún garantiza su aporte . También los aceites vegetales Omega 3 son muy útiles como el aceite de linaza, nuez y aceite de germen de trigo

Entre las verduras, el ajo y la cebolla contienen compuestos a base de azufre que ayudan en el proceso de reparación de los huesos, cartílagos y el tejido conectivo, además de triptofano . El huevo y los espárragos también contienen buenas cantidades de azufre.

Comer lechuga, pepino, apio coles y complementar la dieta con frutos secos y entre las frutas frescas no olvidar el melón, sandia o patilla , arándanos , cerezas y plátanos

Las tisanas con romero, jengibre, abedul, ortiga y sauce son muy positivas y efectivas.

Emplastos o ungüentos de eucaliptos, romero, violetas o manzanilla, bien sea con aplicaciones localizadas o fricciones externas.

Entre los suplementos encontramos como grandes aliados a la vitamina C, ácido fólico, la vitamina E y el Aceite de Onagra.

Dentro de la fitoterapia bien sea mediante tisanas, fricciones o baños, se recomienda para uso interno la tila, el jengibre, aceite de casis , de onagra y aceite de borraja.

Son muy recomendables las plantas con propiedades depurativas que evita acumulación de líquidos en las articulaciones como son el abedul, avena, cerezo, vid roja y la lavanda.

Son muy efectivas también las plantas con propiedades antirreumáticas por sus componentes, ácido salicílico (sauce, fresa, té ) ácido anísico (anis, hinojo) , con timol (orégano, tomillo ) .

Uno de los componentes con más éxito es la capsicina presente en los pimientos y que reduce el dolor.

 

La vitamina C que encuentra en los cítricos, fresas, piña, le aportan un antioxidante natural y será el encargado de producir el colágeno, proteína de los huesos y de los cartílagos.

Así mismo, la Vitamina E presente en frutas, verduras, germen de trigo, etc. es un gran regenerador celular y favorecerá la formación del cartílago.

Las judías secas no verdes son muy efectivas para regenerar también los cartílagos.